El rey que recibió la primera cirugía bariátrica

Sancho I el Craso

Sancho I, rey de León (935-966) fue rey de León y pasó a la historia con los sobrenombres el Craso o el Gordo. Sancho era hijo del rey Ramiro III y nieto de la reina Toda de Pamplona. Aunque inicialmente no parecía tener ninguna enfermedad, una infancia rodeado entre banquetes y grandes cantidades vino en la corte les hizo poco a poco ganar peso.

Según los registros en la edad adulta, acabó pesando unos 240 kilos. «Su obesidad era monstruosa, mórbida si utilizamos el término médico actual. Se podría decir que se ganó por su apodo de “el Craso” o “el Gordo”.

Sancho no parece que tuviera ninguna enfermedad hormonal que le provocara la obesidad, si no la descomunal cantidad de platos que se decían que tenían sus banquetes. Se decía que ingería alimentos seis o siete veces al día. Sus comidas eran pantagruélicas y constaban de 17 platos elaborados con carne de caza en su mayoría.

El accedió al trono en el año 956, pero 2 años después fue depuesto por la nobleza leonesa que argumentaba que su extrema obesidad le impedía realizar tareas regias como podía ser montar a caballo, engendrar hijos (su linaje podría quedar enterrado entre platos y platos) e incluso levantarse de la cama.

Sancho I pidió auxilio a su abuela, la reina Toda. Esta sabia monarca tuvo que pedir ayuda al reino que en la época tenía los mejores médicos del momento, que no era otra que el Califato de Córdoba. Abderramán III, el califa de Córdoba, pidió a sus médicos que ayudaran a tratar la obesidad de Sancho y de esta forma pudiera recuperar el trono.

No se sabe exactamente el tratamiento que siguió Sancho por parte de Hasdai ibn Shaprut, judío natural de Jaén. Unos relatos refieren que le cosieron la boca y solo dejaron libre un pequeño agujero donde por una pajita alimentaban al rey con infusiones y caldos. Obligaron al noble paciente a realizar ejercicio a la fuerza y cuando descansaba se le ataba de pies y manos para impedir que pudiera comer.

 

 

Tan severo tratamiento tuvo finalmente éxito y el rey perdió peso y 2 años después de ser depuesto pudo recuperar el trono leonés.

En este caso estamos ante un caso de obesidad mórbida y un extremo tratamiento higiénico dietético además de rumores de que usaron hierbas y baños de vapor para que el monarca “eliminara los líquidos que había retenido durante varios años”.

Sancho primero el craso

Artículo creado por Joaquín Puerma Endocrino

 

 

4 Responses

  1. Do you have a spam issue on this blog; I also am a blogger, and I was curious about your situation; many of us have created some nice practices
    and we are looking to swap techniques with other folks, why not shoot me an e-mail if interested.

  2. Hey! This is kind of off topic but I need some advice from an established blog.
    Is it difficult to set up your own blog? I’m not very techincal but I can figure things out pretty quick.
    I’m thinking about making my own but I’m not sure where to begin. Do you have any ideas or suggestions?
    Thanks

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: